jueves, 19 de marzo de 2009

La reacción de los demas

Llevamos ya algunas semanas diciéndole a la gente (amigos, familiares, compañeros de trabajo) nuestras pretensiones en algunas semanas, y creo que a día de hoy seríamos capaces de clasificarlo. Cuando les dices que te vas, normalmente dicen algo como:
  • Estáis como una cabra: ¿Que os queréis ir a dónde? ¿Pero lo habéis pensado bien? ¿Os vais por un calentón o realmente esta meditado?.
  • Que cojones tenéis: Eso es un par de huevos. Yo no lo haría, pero joooodeeeeer.
  • Enhorabuena: Este es el momento de hacer las cosas (referido a la edad que tenemos y demás). Además, si no os gusta, pues os volvéis y no pasa nada.
Y tu, ¿qué dirías si alguien cercano te dijera que quiere irse lejos?

martes, 10 de marzo de 2009

¿Mentalidad Española en tiempos de crisis?

Es por la tarde. Llamo a un amigo, que ha estado estudiando para oposiciones. El tema se está complicando mucho: parece ser que los ayuntamientos no contratan y lo demoran retrasando indefinidamente las convocatorias. El ya se sabe el temario y empieza a buscar trabajo donde lo dejó: electricista.

Se pone en contacto con una posible empresa.

- Hola, quería presentarme candidato para la vacante de electricista
- Tenemos varios puestos
- ¿Que salario ofrecéis?
- Jornada completa, 300 €/mes
- mmm ¿El salario mínimo no son 600 €?
- Si, pero es que el contrato que se hace es a media jornada. El resto son horas extras.
- Aaaaahh ... ¿Y a cuanto se pagan las horas extras?
- Las horas extras no se pagan

Cuando me ha comentado cómo está el tema, me he quedado impresionado. Mi colega, por supuesto, para ganar a jornada completa 300€ sigue repasando el temario.

Esa empresa (y me temo que no es la única), seguramente tendrá a varios electricista contratados, pero, ¿realmente cree que alguien va a ser productivo por 300€ al mes?

lunes, 9 de marzo de 2009

Tic, tac ...

Y está pasando. Las semanas pasan, los días cuentan. Es como una cuenta atrás, tan deseada en un principio, tan sumamente acojonante según el contador llega a cero.

Y es que ves la vida aquí, en España. Los amigos, la familia, ¡que coño! incluso el trabajo. Todo tan fácil, tan conocido. Se me pasa por la mente la frase mas vale lo malo conocido que lo bueno por conocer ...

Pero yo no soy así. No somos así. En la vida hay que arriesgarse, hay que saber apostar. Si no estás a gusto con lo que hay, hay que mejorar. Además, el tiempo que nos permitía volver atrás pasó hace bastante tiempo. Llegados a este punto, si hipotéticamente nos rajásemos ¿que pasaría después? nada. Los pensamientos nos castigarían el resto de nuestra vida, en forma de "Que hubiera pasado si ... "

Ahora veo Madrid, las zonas donde he estado toda mi vida, desde la infancia, con un punto de vista muy distinto. La urbanización, el campo, incluso el ¡árbol que hay enfrente de mi antigua habitación! Todo eso va a quedar lejos, muy lejos. Intento quedarme con la imagen, para un día poder recordar, y poder comparar.

Esta semana es una semana especial. Esta semana se hace público en nuestro entorno laboral. Dimitimos. Hoy: ella. El viernes: yo.

Las cartas están echadas, sólo el destino sabe si a nuestro favor.

jueves, 5 de marzo de 2009

Informáticos

Aquí os cuento la anécdota de tres informáticos, que pasaron la tarde de un domingo reunidos en una casa con sus respectivas novias, y de cómo deciden pasar el tiempo viendo videos de acentos australianos.

Para ello, sólo nos hacía falta tres cosas: Internet, un pc, y una televisión para poder visualizar los videos a mayor resolución. Aunque cualquiera diría que parece bastante sencillo, debe de tener su dificultad.

Tres portátiles y un pc fueron manipulados para intentar realizar esta hazaña. Dos programadores y un director técnico se aventuraron durante casi 45 minutos para conseguir ver un video de Internet en una televisión. Es gracioso y ridículo, ver como intentan realizar algo que parece tan sencillo, tres titulados con trabajo estable y años de experiencia en el mundo de los ordenadores...y no pueden tranladar la imagen del portátil a la Tv. Pues aunque no os lo creáis, al final acabamos viendo videos en un Mac.

Informáticos…quién los comprende!!!